Resumiendo el Taller Reparando apegos a través del Juego

por | Sep 29, 2017 | Actividades, Noticias | 1 Comentario

El día 23 de Septiembre, con gran ilusión, dimos inició al Taller Reparando Apegos a través del Juego, impartido por Montse Lapastora y Noelia Mata (Psicoveritas).

Queriamos aprender  herramientas para ayudar a reforzar un vínculo seguro con los niños a través del juegoEllo nos es especialmente necesario en el caso de los  niños  que han sufrido abandono, negligencia y/o maltrato, y que tienen dificultades para desarrollar ese vínculo de apego, imprescindible para su correcto desarrollo emocional.

Empezamos por una introducción explicativa de los más relevantes personajes de la psicología contemporánea que se han , los psicólogos más significativos en el estudio del desarrollo del apego.

Tras las presentaciones, dieron comienzo a la sesión con una pequeña introducción de los más relevantes personajes de la psicología contemporánea significativos en el estudio del desarrollo del apego.

  • John Bowlby .- Bowlby había propuesto en 1951 la hipótesis de que la privación de una figura de apego no sólo causaba depresión en la niñez, sino también hostilidad e incapacidad para establecer relaciones saludables en la vida adulta. Los niños a los cuales se les cría con desapego buscarán a lo largo de su vida otras formas de cubrir las necesidades dando lugar lamentablemente a trastornos mentales y sociales.
  • Lev Vigotsky.-  La Teoría Sociocultural de Vygotsky pone el acento en la participación proactiva de los menores con el ambiente que les rodea, siendo el desarrollo cognoscitivo fruto de un proceso colaborativo. Sostenía que los niños desarrollan su aprendizaje mediante la interacción social: van adquiriendo nuevas y mejores habilidades cognoscitivas como proceso lógico de su inmersión a un modo de vida.
  • Piaget.– Enfoque constructivista Para Piaget la inteligencia estaba directa y necesariamente vinculada con el período de la infancia de los individuos, durante la cual se construye a partir de la exploración y la práctica activas.
  • Anna Freud.– La psicología del YO. Lo que más deseaba era que el psicoanálisis tuviera una utilidad terapéutica en la vida de las personas, especialmente en la de los niños. Anna Freud es especialmente conocida por su libro “El Yo y los Mecanismos de Defensa”. En sus páginas explica cómo funcionan cada una de estas dinámicas, dedicando un apartado especial al uso de los mecanismos de defensa de los niños y los adolescentes. Entre los múltiples mecanismos de defensa que enunció Anna Freud, estos serían sin duda los más conocidos:
  1. Represión: responde a la necesidad de contener los pensamientos y emociones que mantienen la ansiedad (cortisol).
  2. Proyección: es la capacidad y costumbre de ver los defectos propios en otra persona.
  3. Desplazamiento: la transferencia de sentimientos negativos hacia terceras personas.
  4. Regresión: volver a una edad más joven psicológicamente, con las costumbres y los patrones propios de esta edad anterior.

Anna Freud fue la primera en hacer uso del juego (ludoterapia) como mecanismo para adentrarse en el mundo emocional del niño. Con el juego también cambió la forma de jugar su rol como terapeuta: lejos de presentarse como una figura de autoridad distante, su pretensión fue tratar con los niños desde la cercanía y utilizando su lenguaje.

  • Donald Winnicott partiendo de la idea de que todo niño tiene la potencialidad de evolucionar hacia la madurez, la independencia y la integración, entendió que es esa relación primaria que mantiene con su cuidador la que facilita o detiene ese desarrollo.

Aprendimos porque el Juego es un elemento fundamental del desarrollo de las distintas capacidades de los niños en cada una de las edades, y su desarrollo evolutivo.  Y como afecta al juego la adversidad temprana en la infancia.

Pudimos también conocer los indicadores de abuso y maltrato infantil a la  hora del juego, así como los indicadores relacionales en el mismo.

Y concluimos por fijar un objetivo para el juego; será enseñar a los muchachos habilidades de resiliencia basados en la integración del cerebro a nivel racional, emocional y conductual. La integración del cerebro es necesaria para contar con  equilibrio y salud mental.

Recibimos interesantes herramientas para ayudar a resolver sus historia sin sentimientos de culpabilidad “Carta de un Padre” y “Cuento de X”

Aprendimos a jugar a “el puente” o “el precipicio”.  (se trata de formar un carril con dos cuerdas y, saliendo el adulto desde un extremo y el niño desde el otro, se tienen que cruzar sin salirse del carril; tal y como el niño se aferre al adulto, se podrá percibir el apego que tiene).

Aprendimos como se sienten los niños. De una parte, practicamos con cuerda una circunferencia representativa del espacio personal de uno mismo; acercándose otra persona se trataba de conocer hasta dónde uno se siente a gusto con su espacio y dónde nota que queda invadido por la otra persona. De otra, practicamos también otros ejercicios por medio de los cuales nos hacían encontrarnos con nuestra niñez, nuestros dolores, las cargas que nunca debiéramos haber llevado, identificar nuestro tipo de apego…y reconocer que también todo ésto tiene que ver con la relación que establecemos con nuestros hijos.

Nos mostraron unas diapositivas con diferentes juegos con el fin de ponerlos en práctica, diferenciando cuáles son mejores para activar el cerebro reptiliano, el emocional o el racional

Y así, acabo el día 23,  dejando en nuestro cerebro frases como “El Juego es el primer paso para el aprendizaje”, “Mientras uno juega, madura”, “Tu hija aun necesita jugar al cu-cu, tras-tras”,”Conecta con tu infancia para comprender a tu hijo”…

Al día siguiente, domingo 24,  se hicieron dos grupos de niños repartidos en dos turnos según su edad y, junto con sus padres y siempre guiados por las ponentes, practicaron todo lo aprendido y comprobaron los beneficios del juego.

La mayor parte de los niños, también expresaron sus opiniones diciendo a sus respectivas familias que habían disfrutado,  y que no se habían sentido como bichos raros y dieron su aprobación a la jornada, que acabó con la valoración final, de satisfacción generalizada.

Y así, nos fuimos habiendo aprendido nuevas herramientas para reforzar los vínculos con nuestros hijos más pequeños, y siendo conscientes de la utilidad del juego.

A modo de reflexión sobre nuestra actitud sobre el juego de nuestros hijos os dejamos este video:

https://drive.google.com/open?id=0BwKxSJcR8uYRR0tIejdmRUFJalk

En breve estará disponible el vídeo y la documentación.

 

¡¡¡Juega con tu hijo!!!